Cuales son los grados de hipoacusia, ¿Estás reunido con tus seres queridos y no escuchas lo que dicen tus nietos? ¿Tu hijo tiene malos resultados académicos?. Estas circunstancias pueden deberse a una pérdida de audición total o parcial, unilateral (incapacidad auditiva de un oído) o bilateral (incapacidad auditiva en ambos oídos).

Los grados de hipoacusia

Los grados de hipoacusia se pueden detectar con audiometrías u otros test auditivos con los que el audiólogo conocerá el grado de incapacidad auditiva del paciente. Para ello, los profesionales calculan entre audición normal, en la que el paciente oye hasta el susurro, o pérdida auditiva profunda que es cuando la persona afectada es incapaz de mantener una conversación sin la ayuda del audífono.

Los niveles de hipoacusia se miden en grados y se dividen en los siguientes:

  • Pérdida auditiva leve: en este caso no se oyen los ruidos suaves. El afectado tampoco escucha con claridad los sonidos verbales en lugares con ruidos muy intensos, por ejemplo, en bares o restaurantes.
  • Pérdida auditiva moderada: no se escuchan los ruidos moderadamente intensos o suaves. La comprensión verbal pasa a ser bastante difícil en sitios cerrados. Aquí las conversaciones dejan de tener sentido para el paciente porque no oye las palabras con claridad.
  • Pérdida auditiva severa: las conversaciones deben realizarse en tonos demasiado altos, pero en grupo son casi imposibles. Este grado puede provocar el aislamiento en las tertulias sociales del afectado por hipoacusia.
  • Pérdida auditiva profunda: se oyen escasos ruidos muy intensos, pero la escucha verbal es imposible sin la ayuda de un audífono.

El último caso es de los grados de hipoacusia más graves, es imprescindible acudir al centro auditivo para que un profesional aconseje al paciente sobre qué audífono es el que más se acomoda a sus necesidades de audición. En la actualidad existen varios tipos de audífonos muy discretos para que la persona que los necesite no vea afectado su perfil físico.

Grados de hipoacusia por origen o edad

Al margen de los grados en la pérdida auditiva, dependiendo del momento en el que aparezca la sordera podemos hablar de:

  • sordera prelocutiva: se da cuando la pérdida auditiva es anterior al desarrollo del lenguaje.
  • sordera postlocutiva: la pérdida auditiva aparece cuando ya existe lenguaje.

Además, podemos clasificarla también según la localización de la lesión. Así nos encontramos con sorderas:

  • de conducción o de transmisión: debido a alteraciones en la transmisión del sonido entre el oído externo y medio.
  • de percepción o neurosensorial: aparecen con lesiones en el oído interno o en la vía nerviosa auditiva.
  • mixta: la causa es de transmisión y neurosensorial.

 

Como hemos mencionado anteriormente, dependiendo la aparición de la pérdida, el tipo o el nivel de sordera, las consecuencias sobre el desarrollo comunicativo y lingüístico de la persona también serán diferentes, y ello condicionará al profesional a realizar un tratamiento concreto. La principal recomendación es asistir a un centro especializado, como es Centro Auditivo Zoco. Siempre recomendaremos las opciones que mejor se adapten a cada persona, y que permita tener una mayor calidad de vida.

 

En primer lugar, a la persona que visite nuestra centro le realizaremos un estudio audiológico completo, a través del audiómetro Affinity 2.0, siempre con la tecnología más precisa ya que da el mejor resultado. Para ello, disponemos de una cómoda cabina insonorizada de seis metros cuadrados que permitirá a cualquier persona acudir con un acompañante. Este proceso nos aportará datos suficientes para determinar qué tipo de tratamiento necesita.

 

Hay una solución para cada caso. No hay que olvidar que la atención personalizada es fundamental, y ello contribuirá de forma satisfactoria a mejorar la calidad de vida.

Para cada uno de los grados de hipoacusia existe un modelo de audífono. Audífonos para pérdidas leves a moderadas o audífonos para pérdidas severas, cada uno con unas particularidades y funcionalidades tecnológicas que permitirán oír con menos esfuerzo. En Centro Auditivo Zoco siempre recomendamos audífonos de la firma Oticon, ya que esta empresa ofrece la mejor calidad y garantía. Además, es una firma que se encuentra a la vanguardia de la tecnología auditiva y consideramos que el constante desarrollo tecnológico es fundamental para llevar una vida más cómoda.

Tipos de audífonos según el grado de hipoacusia

Así, partimos de que existen principalmente dos tipos de audífonos: los modelos retroauriculares, que son ligeros, pequeños y casi invisibles. Este modelo ofrece dos versiones: con auricular en el oído (conocidos como RITE), y con tubo de sonido (en Oticon se encuentra bajo los nombres de BTE y Power), dirigidos a personas con una pérdida auditiva severa. Por otra parte están los modelos intrauriculares, invisibles en la oreja, que son los que se sitúan dentro del canal auditivo. Este tipo de audífono es ideal para pérdidas auditivas leves o moderadas. Dentro de este modelo podemos encontrar tres variantes: los intracanales invisibles (IIC), el intrauricular completo y el intrauricular (ITE).

Una vez establecido el tipo de audífono que necesita, su adaptación es progresiva, ya que el oído al ser un órgano que ha sufrido una lesión realizamos una rehabilitación. El periodo de adaptación es distinto para cada uno de los pacientes, de pendiendo de los grados de hipoacusia que padecen. Durante etapas escalonadas vamos incorporando sonidos hasta alcanzar el 100%. Hay que tener en cuenta una particularidad, antes de tomar la decisión de compra es necesario probar el audífono, sobre todo en escenarios comunes de la vida diaria. La experiencia previa antes de la compra permitirá sentir una sensación de mejora auditiva. Por ello, garantizamos el perfecto ajuste del aparato.

Como vemos, el audífono puede cambiar la vida de las personas. Simplemente hay que buscar ayuda y observar que existen soluciones concretas para cada tipo de problema y para cada tipo de oído. Sólo hay que acudir a un centro profesional, que asesoren de manera personalizada y a partir de ahí, cualquier persona podrá descubrir los sonidos que hasta ahora habían desaparecido. Recuerda que la audición es el único sentido que funciona incluso mientras dormimos, por lo que es muy relevante para la vida. Aprendemos, nos relacionamos, comprendemos, trabajamos y nos divertimos a través de la audición. Es necesario conocer cuales son los grados de hipoacusia de cada persona antes de poder dar solución a s problema. Oír mejor con menos esfuerzo es posible gracias a Centro Auditivo Zoco y Oticon.